1. Inicio
  2. Educación sexual
  3. Sexualidad
  4. Relaciones sexuales
  5. Disfunciones sexuales
  6. Dispareunia

Dispareunia

El dolor durante las relaciones sexuales es un problema que afecta a muchas mujeres provocando un gran impacto en su calidad de vida. Antes se consideraba que se trataba de un problema de origen psiquiátrico, sin embargo actualmente se reconoce que existe un componente orgánico responsable de esta aparición de dolor.

¿Qué es la dispareunia?

Se habla de dispareunia cuando se siente dolor, más o menos intenso, en el momento de la penetración, especialmente durante el coito. Hay que diferenciarlo del vaginismo, (disfunción en la que la contracción de la musculatura vaginal se produce por una sensación de dolor cuyo origen es psicosomático). El origen del dolor de la dispareunia puede ser:

  • Orgánico: después de un parto, por ejemplo, o cualquier otro tipo de lesión.
  • Infeccioso: micosis, cistitis, herpes, etc.



El dolor puede aparecer durante cualquier tipo de penetración, no solo durante o después del coito. Lo que sí es cierto es que la dispareunia es muy molesta para la vida sexual.
 
Estos dolores se localizan en el interior o exterior de la vagina, de forma más o menos profunda en cada mujer. Si se determina correctamente el lugar y el origen se pueden prescribir antibióticos en caso de infección. Habitualmente el miedo al dolor provoca, con el tiempo, miedo a mantener relaciones sexuales, lo cual causa bloqueos más profundos y falta de deseo.

Otras mujeres optan por desarrollar relaciones sexuales con prácticas que no incluyan penetración. Consultar a un psicólogo o terapeuta sexual permite superar estas aprensiones y volver a disfrutar plenamente de la sexualidad.

¿A quién afecta la dispareunia?

Puede afectar tanto a hombres como a mujeres, pero la consulta por dispareunia masculina es prácticamente inexistente.

¿Existen complicaciones cuando se sufre de dispareunia?

El dolor coital puede ser un serio inconveniente para el desarrollo de relaciones sexuales placenteras porque el temor al dolor puede dificultar la excitación sexual e incluso actuar como una barrera para el orgasmo y facilitar la aparición de problemas, como el vaginismo.

¿Cuándo tengo que consultar con un médico?

Habla con tu médico si tienes dolores recurrentes durante las relaciones sexuales. Tratar el problema puede ayudar a tu vida sexual, intimidad emocional e imagen personal.

Después de una relación sexual quedo muy dolorida. ¿Puedo tener dispareunia?

Como causa de la fricción que se genera durante la penetración se puede sentir dolor, también puede aparecer sensación de ardor.
Es muy importante tener una buena lubricación antes de mantener relaciones sexuales con penetración, el juego previo facilita la lubricación en la mujer.
Un coito un poco más agresivo también puede generar dolor después de la relación sexual.

Contenido relacionado

 
 

Si te gustó este contenido, por favor compártelo en Facebook, Twitter, etc.

Compartir en facebook Compartir en twitter

 
Haz tu pregunta a un experto
 

Busca aquí las mejores clínicas ginecológicas

 

Tags

Sexualidad Educación sexual Orientación sexual Sexo Eyaculación Género Relaciones sexuales Sexología Masturbación Erotismo
Subir arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies