1. Inicio
  2. Blog
  3. Educación sexual
  4. Triste y desconocida historia del clítoris y curiosidades

Triste y desconocida historia del clítoris y curiosidades

| Educación sexual | | 0

El clítoris es un órgano muy desconocido rodeado de mitos y tabúes que es necesario desmontar




Hipócrates (siglo IV a.C.) ya estudió el clítoris y creyó apreciar cierta relación entre su estimulación y la fertilidad femenina. Impensable para aquella época considerarlo un órgano sexual exclusivo del placer, sin relación directa con la reproducción. También fue descrito por Rufo de Éfeso, admirador de Hipócrates, (siglo I d. C ).

Después, desaparece de los tratados de anatomía y no es hasta el siglo XVI (1.500 años después), en el Renacimiento. Cuándo el anatomista Mateo Realdo y un discípulo suyo, Gabriel Falopio, se fijan en el clítoris describiéndolo como una protuberancia en la intersección entre los labios mayores y menores, sin una función muy definida.

A partir de aquí, la historia del clítoris ha estado marcada por su desaparición y reaparición esporádica, recuperada por distintos médicos y anatomistas. Cabe destacar las aportaciones del anatomista alemán George Covel, que en 1844 elaboró unas ilustraciones del clítoris de gran calidad, que figuraron en los manuales de medicina y anatomía más prestigiosos . Sin embargo en 1948, volvió a desaparecer.

Su nombre, sus funciones, su anatomía fueron silenciados. El clítoris fue desterrado nuevamente al ostracismo por una cultura cristiana que concebía la sexualidad femenina íntimamente ligada a la reproducción. Por lo que un órgano sin relación directa con las funciones reproductoras y fuente de placer, era sospechoso, peligroso y debía ser invisibilizado.

Y así permaneció hasta el siglo XX., en la década de los años 60 con la liberación sexual, es recuperado por William H. Masters y Virginia E. Johnson, destacándolo como fuente de placer femenino. Pero no es hasta 1998 cuándo una investigadora, la doctora Helen E. O’Connell, decide estudiar su anatomía y descubrir su verdadera morfología. Así es como ¡ por fin! se logra describir cómo es realmente el  clítoris y desterrar la idea de que es un mero botón.

Hoy sabemos que, el mal llamado botón , es en realidad el glande del clítoris que asoma en la parte superior de la vulva, protegido por un pliegue o capuchón de piel. El glande, tiene más de 8.000 terminaciones nerviosas, más del doble que el glande del pene.

En la parte interna y por lo tanto no visible del clítoris , encontramos un órgano complejo, que al estimularlo es capaz de tener erección, aunque esta es interna. Gracias a su descripción real, hoy sabemos que no existen dos tipos de orgasmos (vaginal y clitoriano) sino solo un tipo que puede conseguirse por dos vías distintas, la estimulación directa del glande (parte visible del clítoris) o por estimulación de la parte interna del clítoris, a través de la vagina.

Algunas otras curiosidades que descubrimos son:

  • Es el único órgano humano destinado únicamente para dar placer.
  • Se hace más grande con la edad. Cuándo la mujer llega a la menopausia el clítoris es 7 veces más grande que cuándo nació.
  • Esta formado por tejido eréctil, se endurece y crece durante la estimulación
  • Mide de promedio entre 8 y 12 cm de largo y unos 6 cm de ancho. Solo una cuarta parte es visible.
  • Cada clítoris es diferente, pero la intensidad del orgasmo no está relacionada ni con su forma ni con su tamaño.
  • Entre un 50% y un 75% de mujeres tienen orgasmos a través de su estimulación directa, con o sin penetración.

Si te gustó este contenido, por favor compártelo en Facebook, Twitter, etc.

Compartir en facebook Compartir en twitter Compartir en googleplus

 
Subir arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies